TOP 100 Mejores Canciones de 2017 (I)

80.

‘Heaven I Know’; Gordi

La australiana Gordi nos deslumbró en el Primavera Sound con tan solo un EP publicado y un par de versiones. Una de ellas, de su compañero de sello en Jagjaguwar Bon Iver. No extraña que sea de, precisamente, él, y es que Gordi parece ocupar su lugar como una especie de Bon Iver femenina. En ‘Heaven I Know’ la comparación es inevitable, pero de la mejor de las maneras: el procesamiento vocal, un poco rudimentario y más cercano a Holocene que a la obra maestra 22, A Million, marca una interpretación profunda y engolada que la sitúa en la órbita de las grandes trovadoras de la actualidad, y la atmósfera de folk épico, amparada en el piano, los vientos y una pequeña programación electrónica, no dejan de resultar desgarradores.


79.

‘Something For Your M.I.N.D.’ – Superorganism

La sorpresa más impresionante que nos llevamos en el Primavera Club fue este extraño colectivo de músicos internacionales con sede en un apartamento-coworking de Londres que prefiere trabajarlo todo de manera digital, incluso compartiendo espacio físico. Era esa extraña digitalidad la que les hacía aparecer como un pequeño misterio sin resolver, y se llegó a hablar incluso de un nuevo proyecto paralelo de Damon Albarn en la línea de Gorillaz. Y es cierto que los singles publicados, solo tres, entre los que destaca este ‘Something For Your M.I.N.D.’ que se convierte en una extraña fiesta cannábica y psicodélicamente cansada, apuntan claramente a la fusión liberal de géneros más tropicales con la electrónica y el dub que llevan a cabo los monos virtuales. Pero también está Beck y su irreverencia, o The Avalanches y su mitomanía conceptual. Ballenas, gambas, plátanos, mensajes de texto y pantallas de ordenador, el concepto Superorganism es de los soplos de aire más frescos de este 2017.


78.

‘1 Night’; Mura Masa ft. Charli XCX

También con influencias tropicales, Mura Masa es hijo predilecto y alumno avanzado de la nueva generación de productores que, a la estela de visionarios como Hudson Mohawke, Flume o Jamie xx, siguen llevando el uk garage hacia delante, hasta haberlo convertido, de largo, en el género más importante e influyente del Reino Unido. Mura Musa es a lo que suena Inglaterra en 2017, a lo que suenan las discotecas comerciales de Londres, que han quemado suela hasta morir con este ‘1 Night’ que además supone el enésimo temazo de esta diva del pop underground que es por pleno derecho Charli XCX.


77.

‘Don’t Delete The Kisses’; Wolf Alice

Wolf Alice han sobrevivido al ocaso del rock inglés optando por dar coletazos de casi cualquier género que haya sido medianamente popular en las islas durante los últimos ¿20 años? ¿más? Hay britpop en su catálogo, pero también hay rock, hay pop, hay dream pop y hay incluso cierta fiereza, y sin alcanzar todo la solidez que les confirme o les meta en otro nivel, sí mantiene una buena y sana regularidad. La que les permite sorprender con un temazo como este, sencillo y noventero, con un fondo de dream pop electrónico del tipo Chromatics aunque más directo y sin tanta cinematografía, pero sobre todo con ese rollito spoken word susurrado tan irresistible.


76.

‘Mourning Sound’; Grizzly Bear

Ya echábamos mucho de menos a Grizzly Bear. ¿La razón? Canciones como esta, que pesan quilates y nos recuerdan que pocos hacen tan bien pop denso como ellos. Los sintes con los que empezaron a coquetear reclaman más espacio ahora, más protagonismo, pero lo mejor de todo es cómo suenan, pesados y gruesos, grasientos para redondear una bruma psicodélica apenas perceptible que se deshace cuando empieza a difuminarse. Una mantita para el frío, un chocolate calentito, un baile interior como el que planta el videoclip contrarrestando la actitud melancólica y cansada de Edward Droste.


75.

‘Darling’; Real Estate

Uno de los mejores ejemplos de pop clásico de 2017, ‘Darling’ es brillante y soleada por si misma, recogiendo toda la ternura y bisoñez de la que son capaces Real Estate. Monísimos, ellos siguen pensando que con una bonita melodía, siempre teñida de melancolía, una buena línea de bajo, guitarras limpias y coloridas y un sinte calentito que de ambientación se puede ir a por la canción perfecta, y quiénes somos nosotros para decirles lo contrario.


74.

‘Don’t Take The Money’; Bleachers

El productor del año aparece por primera vez en esta lista y lo hace representando a su proyecto personal. Las siguientes veces que lo haga, que serán varias, lo hará como lo que es, productor, y es que Jack Antonoff parece disfrutar más de la música cerca pero en la sombra. Con todo, el que fuera guitarrista y co líder del grupo superventas Fun demuestra en Bleachers porque es el tío al que todo el mundo quiere acudir en la ciudad de Nueva York. Rollercoaster era mejor disco, pero en este segundo se ha dejado también este pedazo de single con mayúsculas un poco pasado de tópicos ochenteros, tanto a nivel visual y estético como de sonido y producción, pero apasionante de principio a fin, reconfirmándole, si es que hacía falta, también como uno de los reyes de toda esa escena de soft rock que tiene por dios el mítico Tango in the Night.


73.

‘Andromeda’; Gorillaz

Vaya decepción nos hemos llevado con el regreso de Gorillaz después del descomunal Plastic Beach (para el que escribe estas líneas es uno de esos discos imprescindibles, un clásico instantáneo, un disco simbólico, profundo y hasta generacional, además de un campo de minas en forma de temazos). Pero, eh, no todo es tan malo. Cualquier excusa es buena para disfrutar de una de los directos más apasionantes de los últimos años, un puro espectáculo de samples, músicos y fusión de géneros, y además Damon Albarn siempre deja alguna joya en forma de canción, como esta preciosa ‘Andromeda’ que se acerca a la melancolía discothèque retro de Metronomy con un sinte tenebrista y una línea de bajo chulesca y muscular inspirada, dicen, en ‘Billy Jean’.


72.

‘City Music’; Kevin Morby

En la intro del videoclip de ‘City Music’ se explica un poco la inspiración de la canción, que pretende tender un puente entre el sonido del campo y el sonido de la ciudad, entre el country o el folk y el rock, que es al final un búsqueda constante en el genial Kevin Morby. Después de firmar uno de los mejores discos de 2016 tras una búsqueda más personal, en 2017 ha entregado un EP que le hace de cara B con la búsqueda más física y tangible que acarrea. ‘City Music’ lo representa a la perfección, ese sonido que se consigue tocando en todas las salas y antros del mundo. Y como cosa curiosa, el traje blanco con notas musicales que lleva en el videoclip es el mismo que llevaba en su (breve) concierto del Primavera Sound. Bienvenida a la ciudad música, Kevin Morby, Bandalismo te saluda, y te saludará siempre.


71.

‘Big Fish’; The Gift

¡Qué banda es The Gift! Sin apenas complejos dentro del synth pop, los portugueses han crecido poco a poco desde una aldea hasta este Altar en que han contado con Brian Eno a la producción y con Flood a la mezcla (que te cuenten ellos la historia; lee la entrevista que les hicimos), y siguen dejando temazos como este ‘Big Fish’, una samba electrónica preciosista que celebra la vida y la música y que pretende ser atemporal, situándose un poco en la línea de otro tema suyo, la inmensa ‘Driving You Slow’, uno de esos himnos que casi mejor que se queden como una joya al alcance de valientes. Larga vida a The Gift, enormes músicos (no hay más que asistir a un concierto suyo para comprobarlo) y mejores personas.

Puntuación de los lectores
[Total:5    Promedio:3/5]

About Diego Rubio Méndez

Soliloquísimo. Bowie se me apareció en sueños y no me dijo nada, pero supe que la música iba a ser el camino de mi vida.

View all posts by Diego Rubio Méndez →