¿Llegará el nuevo disco de Arcade Fire a tiempo para el Primavera Sound?

No hay anuncios, no hay pistas… solo una cuenta atrás


A principios de año, cuando ya sabíamos que Arcade Fire iban a estar encabezando de nuevo el festival de Barcelona (el anuncio llegó el 30 de noviembre), teníamos bastante claro que así iba a ser, que tendríamos el quinto disco de la megabanda de Montreal listo para ponerse de largo. Todavía no había anuncios oficiales, tan solo un pequeño snippet que tocaron en el Voodoo Music + Arts Experience Festival de Nueva Orleans en el que preguntaban al público si quería aparecer en el nuevo disco, pero la confirmación de su presencia en el Primavera Sound nos hizo salir de toda duda: era imposible que el festival trajera a los canadienses para hacer algo parecido a lo que hicieron el año pasado en el NOS y en el BBK, un grandes éxitos de calentamiento (que para más inri recaló en Barcelona en un formato único para una banda de semejante envergadura con un concierto en la sala Razzmatazz), así que estábamos seguros de que lo que traerían debía ser un nuevo espectáculo asociado a un nuevo disco.

Vale, podría ser que presentaran el disco sin haberlo publicado, no sería nada nuevo, pero también es cierto que en los últimos años esto no se suele dar mucho, y mucho menos en un festival en el que hay que tenerlo todo muy bien atado por su enorme magnitud; los promotores fijan su agenda en función del calendario de lanzamientos de los artistas que les interesan, y viceversa. Así que en principio iba a estar. Más allá. Tenía que estar.

Más claro lo tuvimos después de la reactivación en redes de la banda, con nueva portada y estética de grupo, nuevo logotipo y la publicación de un sencillo con Mavis Staples, ‘I Give You Power’, que venía bajo la excusa anti-Trump y que parecía anticipar novedades, pero que despistaba por seguir demasiado la estela de Reflektor (Merge, 2013), algo que Arcade Fire no suelen hacer en sus discos, cada uno una particular reinvención.

Y desde entonces… nada. Han pasado los meses y no ha soplado ni una brizna de aire, apenas un ligerísimo tintineo con el anuncio de una gira por Europa siguiendo a su actuación en la ciudad condal. Evidentemente su quinto disco está acabado; todos los conciertos apuntan a ello. Pero lo que a nosotros nos interesa ahora mismo… ¿llegará este mes, es decir, a tiempo para el Primavera Sound?

El viernes pasado estuvimos atentos a la charla con Gabi Ruiz a través de Facebook Live y lógicamente salió la pregunta. Gabi dijo literalmente: «Arcade Fire no nos la han jugado». No sabe si estará o no estará, y lo comparaba con la situación de Radiohead en la pasada edición. Pero, como también apuntaba acertadamente Beba, responsable de prensa del Primavera, A Moon Shaped Pool salió a mediados de mayo (el día 8 en digital y el 17 en físico) y a estas alturas ya tenía dos sencillos anticipados (‘Burn The Witch’ y ‘Daydreaming’, ambas publicadas la primera semana de mayo); con Arcade Fire este año, nada.

Y a mi lo que se me viene a la cabeza es el caso Coachella-Kendrick Lamar. Rumores, rumores, rumores, pocos días antes de que el rapero de Compton hiciera su estelar bolo encabezando el festival de Indio, veía la luz el arrollador ‘Humble’. DAMN. (nuestra crítica, aquí) iba a publicarse justo el fin de semana del festival. Era como una especie de regalo, una manera elegante y jugosa de justificar su actuación, y además suponía para él un escenario perfecto para escenificar el lanzamiento, con los ojos de todo el mundo musical puestos en California.

Si Arcade Fire no se la han jugado al Primavera Sound… ¿será por qué van a hacerle uno de los regalos de su vida?

El Primavera Sound es un festival de enorme relevancia internacional, al que asisten personas y medios de más de 150 países y que está apoyado por la publicación musical especializada más importante y (nos guste o no) respetada del mundo, Pitchfork. Tienen allí un escenario en residencia y normalmente ofrecen una de las coberturas más completas. Hay artistas que se han desvirgado allí, como FKA Twigs, y otros que dejaron en el Pitchforck Stage su mayor highlight de la gira, como The War On Drugs con su último Lost In The Dream.

El festival, en general, ha asistido (además de a momentos míticos como los exclusivos regresos de Pulp en 2011 y Blur en 2013) a la eclosión de bandas y artistas que son ya parte de la historia: LCD Soundsystem, Animal Collective, Vampire Weekend, The Vaccines, John Talabot… o los propios Arcade Fire, que siempre han reconocido su agradecimiento al festival por darles esa oportunidad y al público por la calurosa acogida (Gabi comentó que lo mismo opinaba Kendrick Lamar, complacido con el hecho de que el Primavera fuera el primer festival que apostara por él como cabeza de cartel).

Así que el de ahora puede ser el momento de devolverlo, lanzando el que es uno de los álbumes más esperados del año casi en pareja con el festival, como relacionándolo con él y dándole un lugar privilegiado en el alumbramiento. Casi pidiendo que sea su padrino.

Veremos lo que pasa. De momento, lo que sabemos es que habrá nuevo disco esta primavera y que lo presentarán en el Primavera Sound. Si podremos escucharlo antes  o no es arena de otro costal y pura especulación. Pero oiga, pruebas hay para deducir que Arcade Fire quieren entrar en la infografía que resumirá la próxima edición. Que quieren volver a hacer historia.


Te recomendamos:

http://www.bandalismo.net/2017/joyas-del-primavera-sound-2017/

Puntuación de los lectores
[Total:1    Promedio:5/5]

About Diego Rubio Méndez

Soliloquísimo. Bowie se me apareció en sueños y no me dijo nada, pero supe que la música iba a ser el camino de mi vida.

View all posts by Diego Rubio Méndez →