Primavera Club 2017: 5 artistas en el foco

primavera club

Seleccionamos cinco artistas que no puedes perderte este fin de semana en el Primavera Club


El Primavera Club regresa otro año más con una pléyade de bandas y artistas especialmente seleccionados para destaparse en 2018, y cuenta este año con la gratísima sorpresa del regreso del festival a la capital tras varios años de ausencia por la dificultad de entendimiento con las salas madrileñas. Un regreso estimulado, además, por la presencia de un #UnexpectedPrimavera —no te vayas nunca— el viernes en el Ochoymedio. En Barcelona servirá para estrenar el nuevo formato de La [2] de Apolo, con 225 metros más y posibilidad de reducción.

Para calentar motores, seleccionamos cinco artistas del cartel de lo más interesantes y te proponemos que estés muy atento a ellos:


Superorganism

primavera club

El hype les ha acompañado por todo 2017, en gran parte gracias al misterio generado en torno a lo que se presentaba como una banda de ocho miembros de Reino Unido y EEUU liderada por una chica de origen japonés de 17 años, pero sobre todo por culpa de la irreverente frescura pop de ‘Something for Your M.I.N.D.’. ‘It’s All Good’ seguía la estela y, más adelante, ‘Nobody Cares’ la superaba, dejando retazos sonoros de Beck, de Gorillaz o de The Avalanches, bandas conocidas todas ellas por su desparpajo a la hora de entremezclar ritmos y sonidos, y después llegaban los primeros conciertos y toda la prensa británica se agitaba de placer. Será un privilegio poder comprobar en directo si era cierto todo lo que contaban.


Gold Connections

primavera club

Will Marsh compartió pupitre en la universidad con Will Toledo, el alma de Car Seat Headrest, y con ellos empezó a tocar en los años do it yourself de la banda. Siguen teniendo una gran relación y parecen compartir esa pulsión de rabia post adolescente, representando una especie de modelo nihilista e intelectual de la generación perdida, y es por eso que Will Toledo produce a Gold Connections, aparte de tocar en su primer EP homónimo, estrenado a principios de este año, guitarra, bajo y batería. Pero Will Marsh retiene algo del surf, un noise más brillante y relajado, y se presenta más delicado que los ruidosos Car Seat Headrest.


Starcrawler

primavera club

Desde Los Angeles, este cuarteto descaradísimo le ha venido a dar un soplo de aire fresco al tan manido rock ‘n’ roll con una fórmula que lo hace entroncar con el punk y con el glam y gracias a la potencia escénica de Arrow de Wilde, una joven de 18 años con padres artistas —su madre es fotógrafa y su padre batería— y una obsesión estética por el terror glam, pero también por jugar con las armonías a dos voces, masculina y femenina, con gran acierto. Las amistades familiares de Arrow le dieron a la banda el empujón que necesitaba para que Steven McDonald de Red Kross les produjera su primer sencillo, ‘Ants’, y las mismas amistades llevaron a Ryan Adams —sigue el trabajo de la madre de Arrow— a fijarse en el cuarteto, a quienes ha producido su primer álbum, que llegará próximamente editado por el sello Rough Trade. ¿Enchufe o realidad? A punto estamos de comprobarlo.


Flat Worms

primavera club

También de Los Angeles, a Flat Worms sin embargo les importa una mierda la estética. Lo suyo es motorik despresurizado sin complejos, insistente y socarrón, con latigazos punk y mucha distorsión. Sus miembros lo son también de las bandas de Kevin Morby, Ty Segall, The Babies y Thee Oh Sees. El año pasado publicaron su primer EP, Red Hot Sands, y próximamente estrenarán su debut con el mítico sello de garage Castle Found, del que ya hay dos adelantos, ‘Motorbike’ y ‘Pearl’.


Gabriel Garzón-Montano

primavera club

Neoyorquino de madre francesa y padre colombiano, Gabriel Garzón-Montano ha sabido entremezclar en su música influencias diversas, multiétnicas y multiculturales, y las organiza todas en torno a una propuesta de r&b sofisticado, en la línea de un neo soul acuoso y brillante y un funk sutil y elegante, con un groove introspectivo y comprimido. Miguel aparece en su imaginario, como también lo hace D’Angelo, aunque el propio Gabriel confiese su admiración incondicional por Prince y trabajara en su primer EP, Bishounè: Alma Del Huila (2014), igual que él, enfrentándose solo a todas las pistas e instrumentos. En Jardín, su debut en largo, consigue ver brillo y color donde otros ven oscuridad, y eso le ha convertido en una de las mejores noticias del año para el r&b alternativo.

Puntuación de los lectores
[Total:0    Promedio:0/5]

About Diego Rubio Méndez

Soliloquísimo. Bowie se me apareció en sueños y no me dijo nada, pero supe que la música iba a ser el camino de mi vida.

View all posts by Diego Rubio Méndez →